A herida abierta
a purulenta herida
a herida que no cicatriza
siempre latiendo a contraherida
latinoamérica sangra, exhausta.

A herida abierta se le agota la fe
ensangrentadas las calles
se abre más la herida
ya no queda oxígeno
un balazo por cada denuncia
trunca el futuro.

Con heridas de muerte
se desangra nuestra América.

Lina Zerón
Octubre 2019